El éxito de la jornada sobre Retos y soluciones del alargamiento de vida de los parques eólicos en operación, con más de 200 asistentes, es un reflejo del interés que tiene el asunto para el sector. Durante ayer y hoy, las empresas del sector analizaron la extensión de vida desde los diferentes puntos de vista y concluyeron que se trata de una oportunidad para dinamizar toda la cadena de suministro eólico. Abrió fuego Alberto Ceña, coordinador de los servicios técnicos de AEE, poniendo en contexto la extensión de vida de la eólica en España. Aunque en la regulación no se fija un límite temporal para las autorizaciones administrativas, el sector se enfrenta a que en 2020 el 46% de sus parques superará los 15 años y el 43%, tendrá entre 10 y 15. Las comunidades autónomas que tienen más parques anteriores a 2001 sonGalicia (con un total de 36), Canarias (también 36), Navarra (22), Castilla y León (17) y Aragón (15).

Dada la falta de incentivos en España a la repotenciación, la extensión de vida de las máquinas es una solución natural para los propietarios de los parques. Ahora bien, se trata de un proceso que ha de resultar rentable, sobre todo en un contexto de reducción y fuerte volatilidad de los ingresos como consecuencia de la Reforma Energética. Para los fabricantes, que se enfrentan a una total sequía de pedidos para el mercado doméstico (en los dos últimos años exportaron el 100% de lo fabricado en España), se convierte en una oportunidad cargada de retos, como es la incorporación de componentes nuevos a equipos existentes.

En cuanto a las empresas de mantenimiento, se enfrentan a nuevos modos de actuar, centrados en puntos críticos. También hay oportunidades para las empresas de auditoría y supervisión, así como las que ofrecen sellos de calidad. Para las empresas no OEMs, existe la oportunidad de un mercado secundario de componentes, así como para el desarrollo de algunos componentes de menor coste. Y para las de servicios, los nuevos métodos de evaluación de la condición, la información del propio parque: SCADA y partes de mantenimiento, los procedimientos de diagnóstico y retroalimentación de la O&M y la certificación de la extensión de vida. Dos de las principales conclusiones de la jornada fueron la importancia de la seguridad y la necesidad de tratar y hacer un diagnóstico de cada máquina de manera individual, sin café para todos. Los fabricantes consideran que la decisión de alargar la vida no debe tomarse en el año 18, sino mucho antes. Para empezar, por la necesidad de contar con una buena documentación que especifique la evolución de la máquina.

Los patrocinadores del evento son Gamesa y ABB. Ingeteam y DNV-GL fueron los E-Embajadores. Vestas patrocinó los cafés y el almuerzo y Mobil, las carteras. Los asistentes al evento recibirán en los próximos días las claves para acceder a las ponencias en el área privada de la web de AEE. También es posible ver las declaraciones de los diferentes ponentes en Twitter, bajo el hashtag #JornadaExtensionAEE.

Noticias Tomada: Ingenieria Industrial